20110802190055-lo-que-esconde-tu-nombre.jpg

     Esta novela de Clara Sánchez, fue Premio Nadal 2010 y es de esos libros que me enganchan desde el principio. Nos cuenta la historia de una joven que se retira a un pueblo de la costa levantina y, embarazada de un hombre del que no está enamorada, intenta encontrar un sentido a su vida. Conoce en la playa a un matrimonio de octogenario noruegos que le ayudan y entre ellos se crea una amistad, donde empiezan a tratarla como una nieta. Aparece Julián, octogenario también, antiguo prisionero de un campo de concentración que contacta con Sandra y  le avisa de que detrás de la fachada afable de esa pareja se esconden dos antiguos nazis a los que él conoció muy bien. Las investigaciones de Julián atraen la atención del lector y lo acompañamos descubriendo una trama silenciosa, la Hermandad, de antiguos nazis que existe en aquel escondido lugar.

La narración se articula en los monólogos interiores de Sandra y Julián y a través de ellos vamos entrando en un argumento que siempre invita a leer más.

"El olor a tierra y a flores mojadas, incluso antes de que se hubiesen mojado, se mezclaban con la humedad del mar. Se me abrían los pulmones, respiraba mejor que nunca, lo que sería muy bueno para el niño. Al fin y al cabo yo era su ventana al mundo y lo que le llegaba sería muy poco. Oxígeno, música algunas veces, los latidos de mi corazón y posiblemente mi tristeza y mi alegría."