20150425153933-la-traicion-de-roma.jpg

   Tercera y última novela de la trilogía que el escritor Santiago Posteguillo dedica a Publio Cornelio Escipión el Africano.  Tras Africanus, el hijo del cónsul y Las legiones malditas, Posteguillo sigue incidiendo en la vida de este famoso estadista y militar romano. 

    Las dos novelas anteriores las leí el año pasado y me ha gustado, de nuevo, reencontrarme con Escipión y todo el elenco de personajes que le acompañan en esta historia, en que el autor nos traslada y nos sumerge con habilidad en el ambiente y costumbre de la antigua Roma.

       Volveremos a reencontrarnos con personajes conocidos: la mujer e hijos de Escipión, su fiel amigo Cayo Lelio, su enemigo Aníbal a quien a pesar de todo le guarda un cierto respeto y el dramaturgo Plauto. Conoceremos los entresijos de la política de Roma, donde destaca Catón, su enemigo declarado o Tiberio Sempronio Graco.

En esta narración asistiremos a la madurez de Escipión, recordado en Roma como el legendario triunfador de la batalla de Zama contra Aníbal, y que ahora tendrá que volver a ir a la lucha contra el rey Antíoco. A pesar de vencer, sus enemigos de Roma son lo bastante poderosos como lograr que tenga que exiliarse de esa ciudad que tanto le tenía que agradecer. Asistiremos a la decadencia de Escipión y a las sacudidas políticas que se desarrollarán en Roma.

         Una nueva novela, imprescindible para seguir conociendo al personaje y conocer más de aquella civilización que tanto influyó en la historia.